La Defensoría del Pueblo elevó días pasados una nota de recomendación a la Municipalidad de San Salvador de Jujuy instándola a reinstalar el cobro manual del boleto de transporte urbano y, de esa forma, permitir que éste método subsista con el Sistema único de Boleto Electrónico (SUBE) hasta tanto se superen los inconvenientes que actualmente afrontan los usuarios del servicio de transporte público de pasajeros. También le recomendó a la comuna capitalina y a las empresas que prestan el servicio la instalación de terminales de expendio y recarga de tarjetas a lo largo del recorrido que realizan las diferentes líneas.

En tal sentido, el defensor del Pueblo, Dr. Javier De Bedia, explicó esta mañana en rueda de prensa, acompañado por los adjuntos Pablo Zurueta y Pedro Espinosa, que el organismo que representa actuó de oficio y llevó adelante un trabajo de investigación para conocer la situación real del conflicto derivado por la implementación de la tarjeta SUBE. Sostuvo que a través de esa tarea se constató que las quejas y reclamos efectuados por los usuarios del transporte público se correspondían con la realidad.

Indicó que a partir de esa constatación el organismo resolvió la realización de inspecciones y que como resultado de las mismas también se verificó el cobro de un plus en algunas terminales de recarga de crédito. Refirió que a raíz de ello se aconsejó al municipio la necesidad de autorizar la subsistencia del doble sistema de cobro para el transporte urbano, es decir a través de la tarjeta magnética y mediante el pago manual, hasta tanto se solucionen los problemas actuales.

De Bedia remarcó que también se recomendó a la comuna que disponga de más terminales de expendio y de recarga de tarjetas a lo largo del recorrido que cumplen las distintas empresas de colectivos y en las cabeceras de líneas. De la misma manera, comentó que la sugerencia también se hizo extensiva a las empresas de transporte, para que éstas habiliten terminales en sus oficinas administrativas.

El ombudsman jujeño reveló además que otro punto inserto en la nota de recomendación es el tratamiento que se deberá dispensar a las personas de la tercera edad y a los discapacitados. “Pedimos que se respete la fecha de caducidad de los pases libres que todavía tienen los usuarios con trato diferencial y que amparados por la Ley de Discapacidad”, esbozó.

Refirió que también se solicitó a las autoridades competentes en el tema y a las empresas del transporte instrumentar una campaña de difusión masiva para informar a los usuarios sobre el funcionamiento de la tarjeta SUBE. “Hemos advertido que el común de la gente no conoce cómo se desenvuelve el sistema, la forma en que se accede a una tarjeta y cuáles son los puntos de venta y recarga de la misma”, explicó.

Más adelante, manifestó que la Defensoría constató además que en algunos lugares, como ser avenida Forestal en Alto Comedero, se cobraba un plus por la recarga. Sobre esta situación, aclaró que existe una página web donde se recepcionan las denuncias por el cobro indebido de la recarga. “Hay muchas denuncias formuladas y esperamos que Nación Servicios, la encargada de la administración de este sistema, tome cartas en el asunto”, enfatizó.

Por último, recalcó que desde la Defensoría se hizo la recomendación y se dio una opinión en pos de acercar un aporte que implique mejorar el servicio. Aclaró que la recomendación elevada al municipio tiene un plazo de diez días para su contestación.

EL ORGANISMO PARTICIPARÁ COMO EXPOSITOR EN LA AUDIENCIA POR LA TARIFA DEL AGUA

Por otra parte y en relación a la audiencia por la tarifa del agua potable, De Bedia indicó que la Defensoría se inscribió para participar de esta instancia que tendrá lugar el próximo viernes. Al respecto dijo que a dicho encuentro llevará la postura formal del organismo, que entiende que el consumo gratuito de los 12 metros cúbicos mensuales se tiene que respetar para los usuarios de escasos recursos, mientras que el resto de los usuarios deberán realizar su aporte solidario por el consumo que supere la mencionada medida.

El defensor precisó que la empresa estatal de agua también deberá explicar cómo va a utilizar los nuevos cargos para mejorar el servicio. Tenemos conocimiento que las cañerías centrales que transportan el agua son añejas y que por lo mismo existen pérdidas en distintas partes de su entramado, lo que termina siendo contraproducente en términos de calidad.

Reconoció asimismo el recambio de los conductos principales obligaría a una mega obra y a romper numerosas arterias de la ciudad. “Esta es una obra que se debe prever con tiempo y que lamentablemente son muchos los años en que no se hicieron inversiones”, finalizó.

Related Posts